martes, 14 de agosto de 2012

Mawaru​ Penguindrum​ - Anime




Episodios: 24
Emisión: Del 3 de Julio, al 23 de Diciembre del 2011
Productoras: Brains Base, Mainichi Broadcasting
Géneros: Comedia, Misterio, Drama, Psicológica


De la mano del creador de Utena, Kunihiko Ikuhara, nos trae la historia de tres hermanos adolescentes que viven solos es una pequeña casa, la única chica de esta pequeña familia sufre de una grave enfermedad por la cual se le ha diagnosticado que no vivirá por mucho más tiempo. Sus hermanos se desviven por darle las mejores condiciones de vida, aunque no puedan hacer mucho.

Un día para complacerla la llevan al acuario donde ella sufrirá de un colapso que la llevará a la muerte, ahí es donde aparecen estos extraños pingüinos y su princesa que alargarán la vida de Himari.  A cambio de esto, la princesa les pedirá a los dos hermanos, Kamba y Shouma que obtengan el “pinguindrum”.  

Animación: con colores vivaces, diseño de personaje de los ’90, y “simplista” de personajes “extras”; la animación destaca por lo diferente, a esto se suman los diseños surreales que le da el toque Ikuhara.



Personajes: posee una amplia gama de personajes, se cumple con el “para todos los gustos” (al estilo Utenesco). Te das cuenta de que manera podemos “encasillar” el personaje sobre el final, unos con personalidades más retorcidas que otros. Pero les aseguro que alguno de los personajes les va a encantar.
De lo más destacado del año pasado, supo atrapar desde el mismísimo comienzo con el recurso de “cliffhangers”, y con su argumento fuera de lo normal.




 

La historia tiene un comienzo bizarro con la introducción de los pingüinos en caja, y la enfermedad de Himari que nos tendrá en vilo hasta el final. Hasta los últimos 10 capítulos aproximadamente, la serie nos atrapa con cada giro que da en torno a los personajes. La cuota de humor, las situaciones de tensión y drama son combinadas de una genial manera. En los últimos capítulos se pasa a priorizar el drama para llevarnos al desenlace y algunas explicaciones de eventos anteriores, más nuevas incógnitas que se suman capítulo a capítulo hasta el mismísimo final.



Pero no todo es rosas para la serie, los usos de cliffhangers llega un momento que se sienten abusivos, ya no sorprende que vayan a dar un giro en la historia o que se sume una nueva incógnita ya que es un recurso que se usa desde el primer capítulo, resultando ser así un poco desgastante. Para algunos pocos espectadores incluso se vuelven predecibles las respuestas, a su vez no todas las preguntas que te puedas hacer son contestadas dejándote con la intriga.

Aún así resulta ser un programa muy disfrutable, ya sea por su humor, su animación, su historia loca que pretende volarte la cabeza; es uno de los programas que vale la pena ver del año pasado.