lunes, 28 de diciembre de 2015

Orange – 5 Tomos


Publicado entre el  13 de Marzo del 2012 al 25 de Agosto del  2015, la mangaka Ichigo Takano, nos transporta a una serie de encuentros que se volverían la mejor trama creada por ella y a su vez, la más complicada de publicar debido al hiatus de un año y cambio de revista donde se publicaba.

La historia nos cuenta sobre un unido grupo de 5 amigos, de los cuales la maternal y tranquila Naho recibe una carta del futuro de sí misma, en ella le advierte sobre una serie de eventos que vendrán, sin embargo, lo inverosímil de esto la hace poner en duda las advertencias, tales como que un alumno trasladado ese mismo día y el “no invitarlo a irse juntos después de clases”. A pesar de las advertencias, el chico nuevo aparece, y sus amigos lo invitan a salir, haciendo buenas migas en el momento.  


Clic para agrandar

Tras ese primer día, el chico nuevo,  Kakeru, a pesar de ausentarse por dos semanas ríe despreocupadamente, en tanto que el grupo lo adopta como uno más.  Pero las coincidencias con la carta de Naho la hacen darse cuenta de la relevancia de la misma, consejos para sí misma de afrontar sus miedos y cómo actuar frente al chico nuevo, serán las consignas de la Naho del futuro para “salvar a Kakeru”.



A esto sobrevendrán muchas preocupaciones para Naho, al mismo tiempo que veremos vistazos al futuro que nos revelarán la historia de la otra Naho que mandó la carta y qué pasara en su pasado, a su vez que nuevos giros vendrán a la historia cuando los cambios que provoquen la carta deriven en otra línea temporal, en la que algunos de los consejos del día a día, van originando discrepancias con la historia relatada por la Naho del futuro.



Junto con todo el misterio de las líneas temporales “a lo Stein;Gates” la tensión romántica se irá poniendo a prueba desde un comienzo, generándose un triángulo amoroso, entre Naho, Kakeru y otro miembro del grupo: Suwa, el chico popular, extremadamente amable y protector de Naho. Todos los demás advertirán estas circunstancias, lo cual dará lugar a nuevas situaciones y nuevos enfrentamientos que Naho, deberá intentar controlar por “el bien” de Kakeru, quien por su parte nos mostrará una sonrisa, pero nos ocultará sus verdaderos pensamientos, generando una tensión constante.


Con un hermoso diseño de personajes que casi recuerda a la mangaka de Ao Haru Ride, y una trama bastante consistente a pesar de alguna explicación tirada de los pelos, el manga resulta en su totalidad una buena historia para contar. Es curioso cómo se nos tira de lleno a un grupo tan grande de amigos, cosa poco común en los shojos, ya que se suelen presentar más pequeños o se van construyendo conforme avanza la trama. Pero en este caso puntual, el “grupo” se puede ver como un núcleo que afronta un problema en conjunto, a pesar de que se ve una Naho con una visión del futuro que los demás carecen, pero están ahí para apoyarla en todas las circunstancias.


Un shojo que va recomendado para quienes quieran leer una historia diferente, con sus partes románticas que van de manos de la indecisión juvenil, pero con una parte oscura propias de personalidades realistas, que chocan con una parte de ciencia ficción con cartas que viajan en el tiempo.

 

Screenshots tomados de Mangafox